Mirando el Mañana

“¿Qué haces?” – le preguntó Paula a su hija

Carla tenía la mirada perdida, parecía completamente absorta en sus pensamientos. No era una niña especialmente extrovertida, pero tampoco se quedaba dentro de sí misma por un tan largo espacio de tiempo. Sus amigos estaban alrededor de ella, llamándola para que fuera a saltar junto a ellos en los columpios del parque.

“¿Estás bien, hija? ¿Qué haces?” – le preguntó de nuevo Paula.

“Te imito, mamá”- contestó con la naturalidad que caracteriza a los niños.

“¿Cómo es eso de que me imitas?” – contestó con extrañeza la madre.

“Sí, mamá. Papá dice que tú no haces nada más que mirar el mañana. Yo también.”

En ese momento Paula no se creía la lección que acababa de aprender; su pequeña, llena de vitalidad, se estaba perdiendo el poder gozar junto con sus amiguitos de esa estupenda tarde de primavera.

“Mamá, esto es muy aburrido. ¿Qué pasa si te quedas mirando el mañana?” – dijo Carla.

“Mucho, mi princesa” -contestó la madre dulcemente- “Nos perdemos el presente.”

A veces, sólo nos vemos cuando nos miramos en un espejo que nos duele.

 

Coach, psicóloga y escritora. Soy más lista que el hambre, y tengo razones de peso.

Facebook Twitter Google+ YouTube   


Y, además, hago consultas privadas

contactoTodos estos temas y muchos más podemos tratarlos a través de consultas privadas. Sólo tienes que ponerte en contacto conmigo para una cita previa.

Los libros, a un click

Soy mas lista que el hambre Alicia en el país de las rosquillas, de Eva Campos NavarroUna Alicia especial, que te llevará a través de tu relación con la comida por un viaje de autodescubrimiento. O elige comenzar a ganar siendo más lista que el hambre. Dos libros relacionados pero muy diferentes entre sí que te ayudarán a reconocer las verdaderas razones de tu lucha constante contra los kilos de más y cómo acabar con ellas. Para siempre.  

Un comentario en “Mirando el Mañana

Y tú, ¿qué piensas?