Consulta: ¡No soy capaz hacer dieta! El miedo a la dieta

Ponernos a dieta es una de esas decisiones que tomamos y que nos pueden cambiar la vida, pero hay personas que tienen que tomar esa decisión todos los lunes por la mañana y acaban abandonando el lunes por la noche. ¿Por qué no soy capaz de ponerme a dieta? ¿Qué me pasa que siempre acabo abandonándola? Una de las cuestiones que más me planteáis.

deta-lunes-eva-campos-navarro

 

¡Empiezo el lunes la dieta! Y a las 19, cuando llegas a casa, ya estás harta y pensando en que mejor el martes, o el siguiente lunes porque esta semana, el sábado, te toca comida con las amigas… ¿Te suena? Es una de las consultas más habituales que me hacéis; por qué soy incapaz de hacer dieta. Por ejemplo, Sandra me escribió el otro día:

Hola Eva. Tengo 34 años, una vida que cualquiera querría pero hay una cosa de la que soy incapaz: ponerme a dieta. Me pregunto una y mil veces que qué me pasa porque yo realmente quiero adelgazar, por salud, por sentirme bien conmigo misma, por verme más atractiva, por poder jugar más con mis hijos… pero comienzo una dieta y nunca la acabo. A veces consigo seguirla durante dos semanas pero antes o después, acabo saltándomela. Me siento incapaz de seguir una dieta, cuando escucho la palabra “dieta” me pongo a temblar y me machaco pensando en que soy una inepta o que nunca acabaré consiguiendo estar en mi peso. ¿Por qué me pasa eso?

Ufffffffffff ojalá tuviera una respuesta sencilla y pudiera decirte que lo que te pasa es X y la solución es Y, pero no es así. Esto que te sucede le pasa a mucha gente y cada cual tiene sus razones, algunas más escondidas que otras y cuando esto es un bloqueo que nos impide una y otra vez conseguir nuestro objetivo y sentimos que nuestra vida gira en torno a comenzar y dejar una dieta, es el momento de pedir ayuda profesional. No obstante, sí que te puedo decir que muchas veces es algo tan sencillo, pero a la vez tan negado, como el miedo a la dieta. Parece al surrealista (Si quiero perder peso, tendré que ponerme a dieta, ¿no?) pero es algo muy usual. Lo que sucede es que como la solución tradicional pasa por el binomio dieta + ejercicio, nos planteamos que ese es el único camino sin pararnos a pensar si realmente estamos preparados para hacer esa dieta.

Para muchas personas, la palabra “dieta” es una gran losa que se colocan encima y que en vez de vivirla como una posibilidad de cambio vital hacia una vida más sana lo viven como un monstruo enorme, como un sacrificio que no están dispuestos a hacer porque además tienen la errónea creencia de que para mantenerse siempre van a tener que estar a régimen o, una opción muy dura pero que veo constantemente, un castigo por ser gordos. Mientras que la palabra “dieta” tenga connotaciones negativas para ti, te va a ser harto difícil seguir una dieta y terminarla, por no decir que si lo consiguieras, a la mínima de cambio acabarías volviendo a tener tus kilos. ¿Por qué? Pues, entre otras cosas, porque la gente que suele tener este problema suele vivir en un pensamiento dicotómico; o estoy a dieta o todo vale. Por tanto, cuando no están con el “Modo dieta ON” parece que todo vale, así que sí, vienen las “jartás” a comer y todo lo que conlleva.

Así que mi consejo es que comiences preguntándote si realmente estás preparada para dar ese paso. Si la respuesta es que no, no te preocupes, comienza marcándote pequeños retos como pueden ser introducir 5 raciones de frutas y verduras al día, beber más agua, comer la mitad de pan del que sueles comer, dejar las bebidas azucaradas y cambiarlas por infusiones, etc. Una vez que te marques unos objetivos realistas, los introduzcas y te sientas cómoda, exígete un poquito más con nuevos retos, como por ejemplo tomar la ración de pan exacta que te haya indicado tu nutricionista, modificar el desayuno hacia las pautas dadas, etc. Poco a poco irás sintiéndote cómoda con el cambio y, lo más importante, con mucha más confianza en ti misma.

Si quieres hacerme una consulta o pregunta, puedes ponerte en contacto conmigo y publicaré un artículo como éste respondiéndola.

Coach, psicóloga y escritora. Soy más lista que el hambre, y tengo razones de peso.

Facebook Twitter Google+ YouTube   


Y, además, hago consultas privadas

contactoTodos estos temas y muchos más podemos tratarlos a través de consultas privadas. Sólo tienes que ponerte en contacto conmigo para una cita previa.

Los libros, a un click

Soy mas lista que el hambre Alicia en el país de las rosquillas, de Eva Campos NavarroUna Alicia especial, que te llevará a través de tu relación con la comida por un viaje de autodescubrimiento. O elige comenzar a ganar siendo más lista que el hambre. Dos libros relacionados pero muy diferentes entre sí que te ayudarán a reconocer las verdaderas razones de tu lucha constante contra los kilos de más y cómo acabar con ellas. Para siempre.  

4 comentarios en “Consulta: ¡No soy capaz hacer dieta! El miedo a la dieta

  1. Yo pienso que mis antepasados debieron pasar mucho hambre porque cada que pienso en hacer dieta me entra un miedo terrible a dejar de comer y me lanzo a la comida como si me la fueran a quitar

        1. Pues depende; Soy más lista que el hambre está más enfocado a generar un plan de acción y comenzar a profundizar en las razones, mientras que Alicia en el país de las rosquillas se mete de lleno con esas razones. Depende del nivel de análisis y trabajo que estés dispuesta a hacer, pero yo diría que ambos se complementan perfectamente.
          Un abrazote!

Y tú, ¿qué piensas?